1 de marzo de 2015
Instituto Gestar

Masivo apoyo a la Presidenta en la apertura de sesiones ordinarias 2015

Este 1° de marzo, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner inauguró el 133° período legislativo del Congreso de la Nación. Durante su exposición hizo un recorrido acerca de los principales logros de la gestión, analizó los desafíos pendientes para nuestro país y realizó varios anuncios entre los que se destacó la reestatización del sistema de ferrocarriles nacionales.


Cristina resaltó que “nuestro país es el único país que ha descendido en forma significativa su deuda externa en todo el mundo”. “Desde 2007 a 2014, la Argentina tiene signo negativo en el crecimiento de su deuda”, afirmó. “Hemos desendeudado definitivamente a la República Argentina” enfatizó. 

“Este modelo hizo de la generación de empleo, la industrialización del país, dos ejes fundamentales”, afirmó la Presidenta y recordó que “estamos en nuestro decimosegundo año consecutivo de paritarias libres, donde trabajadores y empleadores discuten como pares” los salarios y las condiciones de trabajo. 

Por otra parte, sostuvo que “el mejoramiento de la calidad de vida también se dio en el sector que mas había sido postergado durante décadas, en nuestros viejos, nuestros ancianos, eran los rezagados de la historia”. Indicó que “a través de las moratorias, pasamos a más de 6 millones de jubilados”, y remarcó que “con la última moratoria, sancionada también por esta cámara, en 2015, el 97 % de personas con capacidad de jubilarse va a estar cubierta. La cobertura jubilatoria es del 100%, porque el otro 3% sigue trabajando”.

Respecto a los haberes, subrayó que hubo “25 aumentos de 2003 a la fecha”. “Desde la sanción de la movilidad jubilatoria el aumento ha sido de 454%”, destacó. 
Señaló que para los jubilados “también fue importante la aplicación de la tarjeta Argenta, sacamos de plano a todas las mutuales y cuevas que les chupaban la sangre, y les dimos una tarjeta propia”. “Si Argenta fuera un banco, sería el quinto originador de crédito financiero de todo el sistema bancario argentino”, explicó.

También se refirió a la Asignación Universal por Hijo que “está vinculada a muchísimas cosas, la primera a un sentido de justicia y equidad: ayudar a familias que no tienen trabajo registrado, o no encuentran trabajo”. Apuntó que 4.622.000 familias argentinas “han recibido en algún momento la asignación universal”. Destacó que “la contraprestación exigida es que los chicos tienen que ir al colegio y tienen que hacer los controles sanitarios”. Explicó que esta política “articula con el consumo, porque son sectores muy vulnerables, y dedican todo al consumo; articula con la educación, porque garantiza que los chicos vayan al colegio no a comer, sino a estudiar; y suma también los controles de salud a través de los programas Nacer y Sumar”.

Sobre el programa Conectar Igualdad, afirmó que “hoy en la Argentina hay 11 millones de hogares conectados a Internet” y aseguró que “Conectar Igualdad hoy además está siendo proveída a través de la industria nacional”.

Por su parte, dijo que “el plan Progresar nos ha colocado como un país destacado a nivel internacional, que ayuda a los jóvenes a estudiar y progresar”. 

Luego, calificó a Procrear como “el gran plan de vivienda para la clase de media que no era sujeto de crédito bancario”. Señaló que va a otorgar en dos años 200 mil créditos, una quinta parte de lo que generó en 129 años el Banco Hipotecario. En ese sentido, remarcó la transparencia en la asignación de créditos, que se otorgan por sorteo de la Lotería Pública Nacional.

“Otros de los ejes por los que se ha podido generar trabajo es el modelo de valor agregado, dado que nos abocamos desde el primer día a reindustrializar la Argentina”, dijo. En ese marco expresó que la convertibilidad había acabado con la industria y había afectado seriamente al sector primario. “Hoy la participación de la industria es del 20% en el PBI nacional, el más grande de la región”, expresó, y destacó que la CEPAL ha reconocido que la Argentina es el único de la región que frente a la crisis mundial no ha reprimarizado su producción”, afirmó.

La Presidenta expresó que “es muy importante que sepamos que hemos duplicado el crecimiento industrial en la República Argentina”. Por esto, adelantó el envío al parlamento de cuatro proyectos de leyes para el sector. “Queremos darle mayor protección a todo lo que sea patente industrial argentina, como la defienden en otros países, queremos defender a nuestras industrias”, señaló. También anunció el envío de un proyecto de ley sobre pagaré bursátil, “para que este instrumento se transforme en un instrumento de mercado, que permita agilizar el financiamiento de la Argentina, sobre todo el giro para capital de trabajo”.

Por otra parte, remarcó la iniciativa para “darle rango de ley a un decreto, que es el 915/10, Programa Nacional para el desarrollo de Parques Industriales del Bicentenario”. Señaló que “hasta 2003 había 80 parques industriales; hoy hay 371 parques industriales en la República Argentina”.

A su vez, manifestó que “mañana empiezan las clases para todos los argentinos”. Consideró que el acuerdo salarial alcanzado con el sector docente, “ha sido el acuerdo mas justo y mas redistributivo de todos los que hemos alcanzado”. “Este año se ha tornado obligatoria la educación para los niños de cuatro años: esto también fue algo que hicimos juntos, Poder Ejecutivo y Parlamento, significa un gran adelanto”, agregó.

Destacó la formación de cuerpos técnicos y que por primera vez en la UBA hay más inscriptos en Ingeniería que en Ciencias Sociales. “Hay más ingenieros porque estamos destinando más de 50 millones por año en becas de ingeniería y porque están siendo demandados por un país más industrial y más desarrollado”, “esto es una política de Estado”, aseveró.

Sobre la salud pública, indicó que la tasa de mortalidad infantil pasó de 16,5 por mil en 2003 a 10,8 por mil en 2013 y remarcó que en la actualidad no hay niños en lista de espera para intervenciones quirúrgicas por cardiopatías congénitas, que el país es líder materia de trasplantes. 

También remarcó la implementación de un plan “que tiene que revolucionar el sistema sanitario en la Argentina: el sistema Cibersalud, que va a interconectar a los hospitales de todo el país”. Además, destacó el desarrollo del plan de medicina nuclear 2015-2020, en el cual ya se ha comenzado con la entrega de equipamiento al hospital oncológico Roffo. "La salud pública también ha sido uno de los pilares de este modelo”, sostuvo.

Por otra lado, destacó los programas del Ministerio de Ciencia y Tecnología, “en 2014 tenemos 8512 investigadores, 124% investigadores mas” que en 2003. Aseguró que en materia de becarios, en 2014 se dieron 4577 altas. “En 2003 había apenas 1720 becarios; hoy, después de las incorporaciones, hemos llegado a 9.520 becarios, con un incremento del 453%”, resaltó.

Entre las metas principales para el 2015, manifestó que “vamos a ingresar 1890 megavatios más al sistema energético”. Señaló que “vamos a terminar la primera etapa del gasoducto del Noreste argentino, esa deuda histórica, que teníamos con cinco provincias argentinas”. Y afirmó que ya ingresó el primer desembolso desde China, para iniciar las centrales Néstor Kirchner y Jorge Cepernic en la Patagonia argentina.

Luego, anunció el envío al Congreso de la Nación un proyecto de ley para recuperar la administración de los ferrocarriles argentinos. “Que nadie se engañe, no me mueve ningún afán estatizador, es simplemente mejorar la eficiencia”, aseveró.

En cuanto al segmento del Desarrollo Social, enfatizó la tarea del Programa Ellas Hacen, con más de 100 mil mujeres cooperativistas, y el Plan Fines, con más de 600 mil graduados.

En Defensa, destacó la creación de la Universidad de la Defensa Nacional sobre la que afirmó: “no queremos más militares formados en el extranjero”. “Tenemos incorporadas a las Fuerzas Armadas a las necesidades del pueblo, junto al pueblo en la emergencia y en la tarea de industrialización”, expresó.

En materia de Justicia y Derechos Humanos, recordó que desde 1994 reclama justicia por el atentado a la AMIA y que desde 1996 integró la comisión investigadora del ataque a la mutual israelita. "De la AMIA hablo y seguiré hablando en Naciones Unidas, reclamando que se haga justicia, como no lo hizo ningún presidente argentino", recalcó. 

También se solidarizó con todos los combatientes de Malvinas que recibieron el rechazo de la Corte Suprema para que los crímenes cometidos en el conflicto del Atlántico Sur fueran considerados de lesa humanidad. "Espero que vayan a la Corte Interamericana de Derechos Humanos, estoy segura que van a ser atendidos, porque no podemos dejar pasar por alto la tortura que sufrieron nuestros combatientes", dijo.

Por último, la Presidenta sostuvo que "para la gente, el país que les dejo es un país muy cómodo. Es un país con 6,9% de desocupación, es un país con 6 millones de jubilados, es un país con el salario más alto de Latinoamérica, es un país con la mayor inclusión previsional desde que se tenga memoria, es un país con el mayor porcentaje industrial en su Producto Bruto Interno, es un país donde se respetan los derechos humanos". 

Instituto Gestar

© 2010 - 2022 Gestar. Todos los derechos reservados.